5 POSTRES IMPRESCINDIBLES PARA NAVIDAD


Queda poco para entrar en los días grandes de la Navidad. A estas alturas todo tendría que estar organizado para la cena de Nochebuena. Pero si no es así, no te preocupes y no entres en pánico porque aún hay tiempo para preparar alguno de estos 5 postres imprescindibles para Navidad.

Los hay para todos los gustos, desde los clásicos roscos de vino hasta los elegantes pastelitos navideños con mousse de champán. Lo más difícil será escoger cual de ellos preparar porque el resto es coser y cantar.

Para que estos 5 postres imprescindibles para Navidad sean un éxito no te puedes olvidar de los pequeños detalles. Con unas bolitas plateadas comestibles, unas hojitas de acebo o un papel de seda color rojo tendrás unos postres de categoría.

Un clásico que no puede faltar en Navidad. Perfecta para los que buscan un postre pero sin ser demasiado dulce.

Te sorprenderán por su sabor y por su sencilla elaboración. Además son fáciles de transportar, así que te vendrán muy bien si tienes que llevar un postre a casa de tu anfitrión.

La elegancia hecha postre, con una mousse especial llena de sabor y una presentación muy original. Ideal para los gourmets.

Un postre facilísimo con todo el sabor de la Navidad y que nos servirá para aprovechar esas tabletas empezadas de turrón.

Para los que buscan algo tradicional pero que no lleve frutos secos. Perfecto para los amantes del chocolate, con una cobertura llena de sabor y un interior suave y esponjoso.




Más información – Más recetas para Navidad

ROLLITOS CRUJIENTES DE CARNE Y PISTACHOS


Me encanta trabajar con la pasta filo porque se pueden hacer infinidad de bocados dulces o salados y todos con el mismo resultado crujiente y sabroso. Así que estos rollitos crujientes de carne y nueces ya tienen un lugar reservado dentro de los aperitivos.

El relleno es totalmente atemporal y nos servirá tanto para preparar un aperitivo en Navidad o un picoteo en cualquier fiesta de verano. Su sabor ligero a canela y el toque de pistachos crujientes y uvas nos recordará a la cocina especiada de Oriente, llena de sabores y matices aromáticos.

Con estas cantidades salen 20 rollitos. Es una receta fácil de hacer y muy entretenida de hacer. Sin contar el tiempo de enfriado, os llevará 1 hora más el horneado.

El truco para que los rollitos crujientes de carne y nueces estén perfectos, es hornearlos el mismo día. Si queréis, el relleno se puede hacer la víspera pero no le pongáis los pistachos para que no se queden blando. La dejáis en la nevera bien tapada y así los sabores reposarán y se mezclarán mejor. Al día siguiente sólo tenéis que añadir y mezclar los pistachos, hornear y disfrutar de los rollitos.



INGREDIENTES
  • 40 g de pasas sultanas sin semillas
  • 110 g de cebolla
  • 20 g de aceite de oliva
  • 1 diente de ajo
  • 370 g de ternera picada
  • 1 huevo
  • 1 clara
  • 5 g de canela en polvo
  • 50 g de pistachos pelados
  • 1 pellizco de sal
  • 50 g de mantequilla
  • 120 g de pasta filo

PREPARACIÓN

Poner a remojo las pasas en un cuenco con agua tibia.

Mientras, pelar y picar menuda la cebolla. Pocharla en una sartén con el aceite de oliva durante unos 10 minutos. Después añadir el ajo picado y dejar que se haga durante 2 minutos.

Con la ayuda de una espátula o una cuchara romper el bloque de carne picada, separándolo en trocitos más pequeños. Así conseguiremos que la carne se haga mejor.

Subir un poco el fuego, añadir la carne picada y un pellizco de sal. Mezclarla bien con la cebolla y el ajo y cocinarla durante 10 minutos. Retirar del fuego y dejar que la mezcla se enfríe un poco.

Añadir el huevo y la clara batidos, la canela, los pistachos ligeramente picados y las uvas pasas bien escurridas. Con una cuchara mezclar bien todos los ingredientes y dejar que la masa se enfríe del todo.

Precalentar el horno a 200º. En un cuenco derretir la mantequilla sin que llegue a hervir.

Extender una hoja de pasta filo, pincelarla con la mantequilla derretida. Cortar las hojas en tiras de 12 cm de ancho y colocar una cucharada del relleno en uno de los extremos. Cerrarlo formando un canutillo.

Colocar el paquete cerrado en una bandeja apta para el horno y repetir la operación hasta terminar el relleno y la pasta filo. Pintar todos los paquetes con el resto de mantequilla y hornear durante 30 o 35 minutos, hasta que adquieran un bonito color dorado.


PREPARACIÓN CON THERMOMIX

Poner a remojo las pasas en un cuenco con agua tibia.

Poner en el vaso la cebolla pelada y troceada. Picarla durante 3 segundos, velocidad 5. Bajar los trocitos, añadir el aceite y programar 10 minutos, 100º, velocidad 1.

Después, añadir el ajo picado y dejar que se haga programando 2 minutos, 100º, velocidad 1.

Con la ayuda de una espátula o una cuchara romper el bloque de carne picada, separándolo en trocitos más pequeños. Así conseguiremos que la carne se haga mejor.

Añadir la carne picada y un pellizco de sal. Programar 10 minutos, temperatura Varoma, velocidad 1. Retirar del fuego y dejar que la mezcla se enfríe un poco.

Añadir el huevo y la clara batidos, la canela, los pistachos ligeramente picados y las uvas pasas bien escurridas. Mezclar durante 5 segundos, velocidad 3, giro a la izquierda. Comprobar que los ingredientes se han integrado bien, de lo contrario prolongar la durante unos segundos más pero siempre con el giro a la izquierda. Dejar que la masa se enfríe del todo

Precalentar el horno a 200º. En un cuenco derretir la mantequilla sin que llegue a hervir.

Extender una hoja de pasta filo, pincelarla con la mantequilla derretida. Cortar las hojas en tiras de 12 cm de ancho y colocar una cucharada del relleno en uno de los extremos. Cerrarlo formando un canutillo.

Colocar el paquete cerrado en una bandeja apta para el horno y repetir la operación hasta terminar el relleno y la pasta filo. Pintar todos los paquetes con el resto de mantequilla y hornear durante 30 o 35 minutos, hasta que adquieran un bonito color dorado.

Más información – Crujientes de membrillo y requesón / Crujientes de confit de pato


LUSSEKATTER – BOLLOS SUECOS DE PAN DE AZAFRÁN


Llevo años viendo estos bollitos y es que, cuando se acerca el 13 de diciembre, los Lussekatter o bollos suecos de pan de azafrán se hacen un hueco entre los turrones y polvorones.

En Suecia, estos tiernos bollos son un dulce tradicional navideño que se preparan para la fiesta de Santa Lucía y que se toman durante todo el adviento acompañado de bebidas calientes como tés especiados o el famoso glögg.

5 FANTÁSTICAS IDEAS PARA REGALAR EN NAVIDAD

En los últimos años he descubierto la sencillez y el gran cariño que transmiten los regalos hechos por nosotros mismos. Y reconozco que ahora soy una adicta empedernida a ellos.

Me encanta que llegue la Navidad preparar las recetas, envolver los paquetitos, hacer las etiquetas y sobre todo buscar un lazo o un detalle para adornarlo. Lleva su trabajo pero estos detalles tan mimados suelen gustar mucho y la gente los valora muy positivamente.

CREMA DE PUERROS AL CAVA


Aun faltan unas semanas para Navidad pero ya estamos totalmente inmersos en estas fiestas, recopilando ideas, preparando regalos y buscando los adornos para nuestro hogar. Los más experimentados seguro que ya lo tiene todo claro. En la cocina apostarán por esas recetas que nunca fallan y que sus comensales adoran. Pero los principiantes lo tienen un poco más difícil, más que nada porque lo cocinar para otros no es fácil y siempre nos queremos lucir delante de nuestros familiares o amigos.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...